Creadores 2

Seguimos compartiendo el trabajo que algunos creadores desarrolláis fuera del colegio.

Hoy le corresponde a Mariana Martín (11th) y su blog de poesía Petricor (del griego antiguo πέτρα pétra ‘piedra’ e ἰχώρ icór ‘icor’​: el olor de la lluvia sobre los suelos secos…)

Aquí va el último poema que ha publicado.

AL BORDE DEL SUICIDIO

Nuestro juego está ahora al borde del suicidio.
Se ha convertido en adicción y no deberíamos haberlo dejado ir mas allá de un baile.
El piano sigue sonando, tus ojos parecen mareados. Duerme, y ya hablaremos de esto cuando te encuentre en otras vidas.
Me rÍo de lo absurdo del momento: dos poetas muertos mirándose desde la barra de un bar vacío.
Te pido que sacies tu sed a gritos.
Que ardan los ruidos.
Más allá de tu existencia y la mía, hay mapas perdidos que nos guían a un cuerpo que no es nuestro.
Dispara tu bala oxidada y acaba conmigo.
Parece no ser nuestro momento ahora, pero lo será cuando escapemos de nosotros mismos.

 

Anuncios

Autobiografía

A partir del libro Cómo escribir un microrrelato, de Ana María Shua, en 11th grade nos propusimos escribir un microrrelato a modo de autobiografía. Siempre es un desafío escribir y más si es sobre uno mismo. Pero hay que romper el bloqueo mental y disfrutar: la creación literaria es un territorio de libertad. El resultado no tiene que ser el microrrelato perfecto, pero hay que tratar de ser feliz, si no escribiéndolo (porque escribir es un proceso doloroso muchas veces), sí leyendolo.

Y lo cierto es que disfrutamos mucho leyendo todos estos. Eso sí, lo de “micro” se lo tomaron al pie de la letra…

Si cada etapa de la vida fuese un paso, empecé con zancada.

Michael de Lorenzo

Yo dormido, cómodo y distraído. Y de repente: “Elio despierta, espabila”. Y así una y otra vez.

Elio Gallego

Diego, en hebreo Yaakov, ese soy yo. Hijo de familia y dueño de mi propia vida.

Diego García

Intento tras intento, la pequeña mosca solo quería vivir, pero lo único que hacía era molestar, y aunque todas las demás criaturas, como el caballo o el lobo, son majestuosos, la mosca era pequeña, fea y solo le atraía la mierda.

Felipe Hernández

Soy el barco cuando deja su puerto y el lobo que busca la luna. La flor que observa el amanecer y la bala que se sacrifica. El ojo sabio del león y el libre albedrío del conejo.

Santiago Herrera

1.Complicada

Ella es una persona con muchos problemas… 2x+7y3/5=11? 

2. La velocidad de la luz

__________________

3. Yo en mi día a día

Yo soy una persona muy común. Me despierto y mis pelos están común erizo, desayuno mucho común oso, estudio común perezoso y me vuelvo a la cama comuna marmota se va a hibernar.

Cristina Íñiguez

Soy

un chocolate hecho con ingredientes bipolares que bailan sobre los diferentes ritmos de la vida. Alguien que da importancia a las cosas y situaciones pequeñitas y captura la memoria y la belleza en la naturaleza. Alguien que encuentra mensajes dentro de los colores y encuentra motivación y felicidad en el mundo morado. Pero al final soy como una obra de arte, única, especial y vista en diferentes perspectivas.

Nirantara Jade

Buscando el norte:

Soy una brújula que siente y le afecta hasta el mínimo movimiento.

Paula Madero

Biblia personal
Nació un enano pelirrojo. Todo lo piensa y siempre está en tu contra. Trabaja rápido y bien, pero poco. Un chaval intentando crea un futuro, mientras se derrumba su pasado.

Juan Marqués

Soy un desastre natural. Me invaden los incendios, y el silencio forma parte de mi ser. Tengo jardines dentro: rosas rojas y violetas crecen por mi cuerpo. Soy de muchos colores y los relaciono con mi transparencia emocional (aunque calle lo que siento, digo ser transparente y un libro abierto). Me interesan muchas cosas, aunque soy muy perezosa. Estoy hecha de casi diecisiete años de recuerdos: tanto vivos como muertos. Soy caos en pleno ruido.

Mariana Martín

Soy un soldado dentro de un enorme ejército si se rechaza una orden. La guerra mundial estalla dentro del cuartel.

Jorge Orgaz

Desde pequeño conseguí lo que quería sin mirar el sentido de las cosas. Me consideran especial, sin sentido alguno. En la vida percibo el tiempo pasar siempre esperándome lo peor o esperándome absolutamente nada. Quiero cambiar las cosas, pero nunca he sabido cómo. Me gusta comer camarón y ver series sobrevaloradas un domingo por la noche antes de que llegue mi padre y me quite el móvil.  

Felipe Samper

Un día está separando la cebolla de las judías y al otro está aplicando a universidades.

Javier Sanz

Instrucciones al estilo Cortázar

Después de un tiempo sin actualizar nuestro blog, retomamos la actividad con efectos retroactivos. El año pasado, los escritores de 10th se animaron a emular a Julio Cortázar y su “Manual de instrucciones” contenido en el libro Historias de Cronopios y de Famas. Estos son algunos ejemplos.

Instrucciones para abrir una ventana

Para apreciar el arte de abrir una ventana debe encontrar una razón para abrirla. O bien necesita un cambio de aires, o la sala esta infestada de un olor no digno de mención. 

Comience por estirar su brazo a la vez que averigua la manera de abrir dicha ventana, pues cada una tiene su distinta forma de apertura. Habiendo descifrado esta, proceda a tirar del mango, o subirlo, o moverlo a un lado, depende del formato correspondiente. Tenga precaución de no dañar la pared, el techo o a sí mismo. Una vez abierta, absorba el ambiente que se le ofrece. Si el paisaje que le recibe es agradable a la vista, disfrútelo. Deshágase de todo pensamiento maligno y dañino. Si no es así, ignore el paso anterior y vuelva a sus responsabilidades. Tenga cuidado de no asomarse demasiado, pues al otro lado de la ventana no es usted de mucha utilidad.

Isabel Berczely (10th)

Instrucciones para vestir a una hermana pequeña 

La niña no puede ir todo el día en pijama. Hay que ir con ella de la mano a su habitación y, con mucha calma, dejarla hacer lo que quiera. Ella abrirá el armario bruscamente; deberás aprovechar para hacerte el sorprendido. Le dices: “qué guay” y que vas a vestirla guapísima. Ella se alegrará y tú cogerás la ropa que le quieras poner.

Aquí cambia todo. Ella, al ver la ropa, dirá que no quiere esa y te señalará otra. Además te pondrá sus ojos tiernos, pero debes aguantar, inventarte cualidades de la ropa. Todo esto habrá servido para nada porque ella se negará; entonces llegarás al punto de suplicar. Esta parte será una cuestión de azar. Si tienes suerte se pondrá la ropa que le indicaste. Pero si no, acabará eligiendo ella y se pondrá otro modelo del mismo aburrido y caluroso pijama.

Pedro Rodríguez (10th)

 

Escritura automática

En 10th hemos hablado de las vanguardias artísticas y literarias y, para ponernos en situación, nos hemos atrevido con un ejercicio de escritura automática, tècnica propia del surrealismo. Los autores solo han tenido tres minutos para escribir, por sorpresa y sin preparación, lo primero que les ha pasado por la cabeza.

 

Corren y juegan  y vuelven a correr. No saben qué hacer. Vuelven a pensar pero no saben pensar. Escriben y dibujan y algo abstracto que crean les llena la cabeza y la mente y la cabeza y el cuerpo entero. Son únicos, raros y sencillos, pero en el mismo instante en que pensamos ver una obra de arte, en realidad vemos algo peor que un desastre, alocado y malcriado, deforme y grotesco, absurdo y sin sentido todo metido en una bolsa y agitado hasta que…

Santiago Gallego (10th)

La clase húmeda y asolada,
no es la araña la que observa,
sino el profesor impaciente
lleno y abastecido de aguardiente.
Ahora ya no me siento del todo
estremecido, me siento mal,
me siento dormido.
El bolígrafo recorre una carretera
sin fin, un antro de cucarachas
con libros y el árbol talado
por su hacha. De la carrera
el término llegó, pues no hay nada
más que hojas mojadas, porque
nadie las mira, nadie las obedece.
Es algo parecido al fuego, el grado 451,
la temperatura perfecta. Pero no es
perfecta sino horrenda.

Diego Jaureguízar (10th)

Poetas de 11 años

Los escritores de 6th nos han regalado algunos poemas.

LOBOS MÁGICOS

Se oyen aullidos de lobos
en lo alto de la sierra,
el reloj marca las doce
y la luna luce llena.
Los aldeanos del pueblo,
ver a los lobos desean
no saben que es imposible
porque de día no llegan.
En la claridad no habitan
porque la luna los lleva.
Los lobos mágicos son,
no siempre están en la tierra.

Arturo Sotillo (6th)

MI GRAN NOCHE

Lo que viví anoche fue irrepetible
Me levanto triste con las ganas de verte
Pasan los días y lloro por no tenerte
Por fin nuestro amor se hizo visible.
Aquella noche en el bar
no pudimos parar
esos abrazos y esos besos
no se van a olvidar
Ahora soy un joven solitario
caído por el alcohol, loco
Hasta a mí me quiero poco.
Tus besos siempre prioritarios.

Iván López (6th)

Verne, autor de teatro

Los escritores de 7th han leído La vuelta al mundo en ochenta días, de Julio Verne, y se han animado a transformar la narración en texto teatral. Dejamos aquí un par de muestras especialmente valiosas.

cubierta Verne

 

ESCENA 1

Cuatro de la tarde. El señor Fogg esta jugando una partida de cartas en la sala de un barco, junto a tres acompañantes y mantienen una conversación sobre la India.

SR. FOGG. Le recuerdo, querido amigo, que el gobierno británico ejerce un gran dominio sobre este inmenso país.

JUGADOR 1. Bueno, un dominio de setecientas millas cuadradas, señor Fogg (con sarcasmo). Como bien sabe usted la superficie total de este país es de un millón cuatrocientas mil millas cuadradas.

JUGADOR 2. Estoy de acuerdo; aunque la Compañía de Indias fue muy poderosa y fue comprando diferentes provincias, no pudo hacerse más que con un siete por ciento de este gran país.

SR. FOGG. Un país que se ha visto muy beneficiado gracias a la corona inglesa, y que ha pasado de tener un transporte primario a contar con grandes barcos, sin olvidarnos, por supuesto, del ferrocarril.

JUGADOR 3. Un ferrocarril que podríamos llamar la serpiente de Calcuta (entre risas y con sarcasmo). Les recuerdo, amigos, que ese recorrido es todo curvas.

En ese momento el reloj de pared marca las cuatro y media; el señor Fogg se despide de sus compañeros y se retira dando algunas instrucciones a su criado, Passepartout.

SR. FOGG. Cuando termines las compras deberás estar antes de las ocho en la estación. Es importante. Yo mientras iré a la oficina de pasaportes para hacer un recado.

PASSEPARTOUT. Sí, señor.

ESCENA 2.

Siete de la tarde, restaurante de la estación.

MAESTRESALA. Buenas tardes, señor. Me gustaría recomendarle para esta noche conejo del país. Es una carne excelente que viene preparada con una riquísima salsa sazona con especias.

SR. FOGG. Excelente. Y, por favor, también tráigame un tinto para acompañarlo.

MAESTRASALA. Claro. ¿Le parece a usted bien un Sula Shiraz?

SR. FOGG. Perfecto.

Tras probar el estofado el señor Fogg llama al camarero.

SR. FOGG. (Mirándolo fijamente) Señor, ¿es esto conejo?

MAESTRESALA. (Descaradamente) Sí, milord, conejo de la jungla.

SR. FOGG. (Con sarcasmo) ¿Y este conejo no maulló cuando lo mataron?

MAESTRESALA. ¿Maullar? ¡Un conejo! Le prometo que…

SR. FOGG. Señor Maestresala, no jure, y recuerde que ataño en la India los gatos estaban considerados animales sagrados. Eran buenos tiempos.

MAESTRESALA. ¿Para los gatos, milord?

SR. FOGG. Probablemente también para los viajeros.

Después de esto el señor Fogg continuó con la cena.

PATRICIA CRISTÓBAL (7th)

 

cubierta Verne2Al día siguiente, ya sentados en el restaurante del hotel.

AOUDA (Para sus adentros) Qué cómodo y qué bonito restaurante.

Entra Camarero 1.

CAMARERO 1. Señores, como pueden ver, les traigo un plato muy popular aquí en América. Es el hot-dog o perrito caliente, fusionado con la mejor pizza italiana. Lo llamamos el pihot-zzadog. ¡Una delicatesen!

Sale de escena. Aouda, Passepartout y Fogg comen.

FOGG. ¡Qué bueno!

PASSEPARTOUT. No se lo discuto.

Camarero 2 entra.

CAMARERO 2. Ahora les traigo, señores, comida india mezclada con comida coreana. Un plato picante pero con delicados toques de almendra de lima laya. ¡Una explosión de sabor!

Camarero 2 sale.

PASSEPARTOUT (Un poco disgustado) Picante…

AOUDA. ¡Esperemos que no explote de verdad!

Todos se ríen. Camarero 3 entra.

CAMARERO 3. Y por último, pero no menos importante, tenemos una especie de bombón. Se trata de una unión de dos marcas muy famosas aquí en América, Oreo y Reese’s.

FOGG. No me suena…

CAMARERO 3. Es galleta oreo, crema oreo, reese’s crema de cacahuete bañada en chocolate, crema oreo y galleta oreo todo eso bañado en chocolate.

PASSEPARTOUT. Eso es una bomba de relojería.

CAMARERO 3. Tiene razón señor pero esta especie de bombón está buenísimo.

Camarero 3 sale.

FOGG. Sra. Aouda, ¿viene conmigo a visar el pasaporte en el cónsul inglés?

AOUDA. Claro, Sr. Fogg ¿Y usted Passepartout que va a hacer?

PASSEPARTOUT . Sra. Aouda, le voy a contar un secreto, cuando yo, al menos, termino de comer una comida como esta que le llena a uno hasta reventar, suelo, como todos, irme a mi cuarto tumbarme en la cama poner los pies en alto y después de tres segundos ya no estoy en este mundo. Estoy en el séptimo mundo, ¿sí?

AOUDA. ¡Claro que sí! Bueno pues hasta luego.

FOGG. Passepartout, recuerde que salimos a las seis.

PASSEPARTOUT. ¡Claro! ¡Allí estaré!

Passepartout sale, Aouda y Fogg salen juntos.

GONZALO JUNQUERA (7th),

quien, queda claro, ha imaginado motu propio

un desayuno de vanguardia para Fogg y sus acompañantes 

Firma invitada (1)

Es difícil dejar de compartir algunos textos, así que convirtamos este blog de escritores en un lugar de reunión donde recibir agradecidos versos como estos.

Era un niño libre
de esos que molestan en los restaurantes
que solo entendía la obediencia
cuando intervenía la ternura
y nunca supo leer la hora en Primaria
y llevaba los cordones desatados
porque no tenía tiempo
para hacer bien los nudos
y se llenaba los bolsillos de hierba
cuando le daba pena abandonar
un pedazo de jardín
testigo de sus juegos.

Era un chico libre
de esos que sonríen
cuando el profesor manda callar
y mira de reojo el reloj
en pleno apogeo de la lección
y cuando tiene un examen delante
que no ha estudiado porque
se ha cruzado con un montón de sueños
dibuja un poquito en una esquina
y escribe despacio el nombre
y tranquilo los apellidos
y entre enunciado y enunciado
deja escapar un suspiro
al que su profesor no sabría
dar una respuesta.

Era un hombre libre
de esos que duda, duda y duda
y ante la duda suspira y ama
y guarda en sus bolsillos
toda la hierba que puede.

Ms. Icíar Rubio 
(profe de Lengua española en 3th, 4th, 5th y 6th)